Planea tu seguro del hogar

March 10, 2022

Una de las inversiones que rara vez se considera dentro del presupuesto de la compra de vivienda es el pago de un seguro para el hogar.

Pese a que la casa o departamento propio despierta una sensación de refugio y estabilidad, ésta puede no estar tan garantizada como creemos: nada ni nadie puede proteger nuestro hogar de eventos externos, internos o accidentales que lo afecten, como sismos, robos, incendios, entre otros.

En México, hasta 2019, únicamente el 6.7% de las viviendas contaban con un seguro de forma voluntaria y el 20% de las que estaban en proceso de pago tenían alguno derivado de su crédito hipotecario. Es decir, menos de diez viviendas por cada cien estaban protegidas, según la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS).

Por eso, proteger tu casa es una de las cosas más importante luego de adquirirla (y nos referimos a hacerlo de forma casi inmediata). Recuerda que es mejor tener un seguro de casa y no usarlo (por el momento), que necesitarlo y no tenerlo.

Pero sabemos que tomar esta decisión no es tan fácil, por lo que antes de contratar un seguro te recomendamos considerar lo siguiente:

El tipo de seguro

No es lo mismo vivir en una zona con constantes lluvias e inundaciones, que en un lugar rodeado de árboles, o que la casa se encuentre situada en medio de una gran ciudad, por lo que primero debes pensar qué monto de cobertura y de qué tipo requieres.

Usualmente, las aseguradoras tienen tres tipos de pólizas.

La de cobertura simple, que tienen prácticamente todas las compañías que ofrecen este servicio. Ésta te protege de los siniestros más comunes, como robo con violencia y sin violencia, incendios, caída de árboles, explosiones, desastres naturales, fugas de gas o agua, y algunas fallas estructurales.

Pero también está el seguro extendido o complementario, cuyo plus es que ofrece servicios o reparaciones que no están ligados directamente con accidentes, como lo pueden ser las asistencias psicológicas, médicas, de viaje, asesoría legal o remoción de escombros. Este tipo de póliza, como lo dice su nombre, complementa al seguro de la casa.

También hay aseguradoras que ofrecen un contrato basado en la responsabilidad civil, el cual cubre daños a terceros y sus pertenencias, pero con la condición de que el origen del problema sea un siniestro dentro de tu inmueble.

El precio y tipo de vivienda

Las aseguradoras toman en cuenta cuánto vale un inmueble, si es una casa o departamento, así como el tamaño del mismo, ya que el valor del mismo puede determinar qué tanto va a costarte la póliza, así como cuál es la más adecuado.

Es importante brindar un precio real, pues si indicas una suma menor a su costo, el monto de tu prima probablemente se verá disminuido, pero también la indemnización.

Considera la antigüedad que tiene y el estado en el que se encuentra (si ya tiene fugas, desperfectos y acabados),

También considera que el tipo de vivienda, pues no es la misma garantía para una casa a las afueras de la ciudad, que un departamento de la Narvarte, lo mismo sucede si el lugar es tuyo o rentado, ya que en caso de ser la última opción, más bien te conviene un seguro que cubra tus bienes, más no el inmueble.

La ubicación

Aunque ya lo hemos comentado, la ubicación de la casa o departamento es importante, también por lo que implica en términos de riesgo.

Por ejemplo, la Alcaldía con mayor número de registro de asaltos a casas habitación es Iztapalapa, seguida de la Gustavo A. Madero y la Benito Juárez, de acuerdo con El Financiero.

Mientras que Veracruz, Tabasco, Chiapas y Oaxaca son los estados que encabezan la lista de los lugares con mayor número de inundaciones al año.

Dependiendo de los factores que puedan afectar con mayor probabilidad a tu propiedad, será lo que debas solicitar en tu póliza.

Tener en consideración estos factores antes de contratar tu seguro de vivienda te ayudarán a reducir costos, saber qué pedirle a tu asesor y, sobre todo, tener bien en mente cómo respaldar tu patrimonio.

Lo más nuevo...

Comienza tu búsqueda

Encuentra tu hogar ideal.